Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Icono LV

Tendinitis del bíceps: causas, tratamiento, ejercicios y prevención

La tendinitis es una inflamación del tendón que origina dolor y cuya causa principal es el movimiento repetitivo o...
Contenidos de este árticulo

La tendinitis es una inflamación del tendón que origina dolor y cuya causa principal es el movimiento repetitivo o sobreuso. Esta lesión también puede afectar al tendón del bíceps en el brazo, originando la conocida como tendinitis del bíceps. Es decir, la tendinitis del bíceps afecta a la porción del tendón del bíceps braquial que conecta el músculo con el hueso del hombro. Esto es especialmente frecuente en deportistas que levantan mucho peso o a cualquier persona que realice actividades cotidianas con movimientos repetitivos del brazo y el hombro.

En este artículo de POR UNA VIDA ACTIVA para profundizar en la tendinitis del bíceps, conoceremos las principales causas de esta patología, su tratamiento y ejercicios para la recuperación de la lesión.

 

tendinitis del bíceps

 

¿Qué es la tendinitis del bíceps o tendinitis bicipital?

En términos generales, la tendinitis es una patología que implica la inflamación de un tendón y causa dolor. Un tendón es un tejido compuesto por fibras que une el músculo al hueso. Su función es transmitir la fuerza del músculo al hueso, lo cual permite la movilidad de las articulaciones.

Las principales causas de la tendinitis son los movimientos repetitivos, la sobrecarga, otras lesiones o el envejecimiento. Como consecuencia de la inflamación del tendón, se producen síntomas que pueden variar desde molestias leves hasta dolor intenso que provoca sensibilidad y rigidez, lo cual limita la movilidad.

 

dolor tendinitis del bíceps

 

La tendinitis del bíceps también se conoce como tendinitis bicipital. Cuando hablamos de tendinitis del bíceps nos referimos a la inflamación del tendón de esa porción del brazo. Concretamente, al tendón que conecta el músculo bíceps braquial con el hueso de la cara anterior del hombro. Como en todas las tendinitis, la causa principal son los movimientos repetitivos y el sobreuso. Los pacientes con tendinitis del bíceps acusan dolor que puede llegar a limitar la movilidad al realizar sus actividades cotidianas y deportivas.

 

Anatomía de la porción del bíceps ¿Por qué tiene predisposición a tendinitis bicipital?

El músculo de la parte delantera y superior del brazo se llama bíceps braquial. Se origina en la escápula y se inserta en el radio del antebrazo. Este músculo tiene 2 porciones:

 

 

anatomía del bíceps

Cabeza larga del bíceps braquial

La cabeza larga del bíceps braquial pasa por la parte superior del húmero y conecta con la parte superior de la escápula. Debido a su situación anatómica, es la porción más afectada por la tendinitis del bíceps y otras lesiones.

La cabeza larga del bíceps braquial participa en varios movimientos del brazo y del hombro. Principalmente, se activa durante la flexión del codo, es decir, el movimiento de acercar la mano al hombro. También proporciona estabilidad al hombro y está implicado en los movimientos de rotación y abducción del brazo.

 

 

movimiento del bíceps 

 

Cabeza corta del bíceps braquial

La cabeza corta del bíceps braquial presenta su origen en la parte inferior de la escápula y se une al hueso radio del antebrazo. Está implicada en los movimientos de flexión del codo y la supinación del antebrazo.

El bíceps braquial interactúa con los tendones del manguito de los rotadores y el omóplato ya que su tendón se entrelaza con los del manguito de los rotadores para proporcionar estabilidad al hombro y permitir la flexión del codo.

Por eso, las lesiones de los tendones del bíceps, como la tendinitis o la tendinosis, pueden afectar a la funcionalidad del brazo, pero, también, a la articulación del hombro. El motivo es que el músculo bíceps y los tendones trabajan de manera conjunta con el manguito de los rotadores para facilitar múltiples y complejos movimientos de la articulación del hombro.

El cuidado y fortalecimiento del bíceps junto al manguito de los rotadores es clave para prevenir lesiones tanto en el brazo como en el hombro y mantener una movilidad óptima.

Causas de la tendinitis del bíceps o tendinitis bicipital

La tendinitis del bíceps o tendinitis bicipital aparece por una inflamación o irritación del tendón del bíceps, principalmente, en la porción del tendón del bíceps que se inserta en el hombro.

Principales causas de la tendinitis del bíceps

  • Movimientos repetitivos con el brazo.
  • Movimientos repetitivos con el hombro.
  • Otras lesiones (agudas o crónicas) previas.
  • Envejecimiento o alteraciones relacionadas con la edad.

Las actividades con mayor predisposición a originar tendinitis del bíceps son aquellas que implican un exceso de uso o carga para el tendón del bíceps, como levantar peso u objetos o mover el brazo por encima de la cabeza.

 

 

ejercicios bíceps

 

 

Síntomas de la tendinitis del bíceps 

La tendinitis del bíceps aparece por una inflamación del tendón que origina dolor a los pacientes y una gran variedad de síntomas de diferente intensidad:

  • Dolor en la cara anterior del hombro.
  • Sensibilidad al tacto en la zona afectada.
  • Debilidad y pérdida de fuerza en el brazo.
  • Dificultad para realizar movimientos con el brazo y el hombro.

Diagnóstico de la tendinitis bicipital  

El diagnóstico de la tendinitis del bíceps o tendinitis bicipital debe ser realizado por un médico especialista. En primer lugar, el médico realizará una evaluación clínica al paciente que puede incluir pruebas físicas de resistencia y movilidad articular.

En algunos casos son necesarios pruebas de imagen como la resonancia magnética o la ecografía. La resonancia magnética es una prueba médica que se realiza para evaluar la gravedad de la lesión y descartar otras patologías como la tendinosis.

La tendinosis es una degeneración crónica del tendón que aparece por micro-rotura de fibras durante un tiempo prolongado y de manera repetitiva, sin que el tejido tenga tiempo de regenerarse. Por tanto, esta micro-rotura de fibras concluye en una degeneración crónica del tejido. A diferencia de la tendinitis, la tendinosis no responde bien a los tratamientos antiinflamatorios porque no hay una inflamación activa. Por ello, el tratamiento debe incluir ejercicios específicos y mejoras de las alteraciones biomecánicas para reducir la inflamación en el tendón.

Por tanto, es importante acudir al médico para establecer el correcto diagnóstico y descartar otras patologías para determinar el tratamiento más adecuado.

Tratamiento de la tendinitis del bíceps 

El tratamiento de la tendinitis del bíceps comienza con medidas conservadoras:

  • Reposo del paciente y evitar realizar actividades o ejercicio con la zona afectada.
  • Aplicación de hielo o frío local.
  • Medicación oral con antiinflamatorios (aliviar la inflamación) o analgésicos (aliviar el dolor).
  • Fisioterapia

La fisioterapia juega un papel fundamental en el tratamiento de la tendinitis del bíceps para una correcta y más rápida recuperación.

 

estiramientos del bíceps

 

El objetivo de la fisioterapia es reducir la inflamación y mejorar la fuerza y flexibilidad del hombro. También la de corregir desequilibrios musculares que pueden empeorar o contribuir a la aparición de lesión.

La fisioterapia también plantea un programa adaptado que incluye ejercicios específicos de fortalecimiento y estiramiento. Estos ejercicios ayudan a recuperar la función normal del hombro y a prevenir lesiones a largo plazo.

En resumen, los fisioterapeutas pueden incluir diferentes técnicas de fisioterapia como:

Es importante que el paciente siga el plan de entrenamiento recomendado para acelerar su recuperación y evitar lesiones futuras.

Los casos más graves de tendinitis del bíceps pueden necesitar tratamientos adicionales a la rehabilitación, como infiltración de corticoides para reducir la inflamación o cirugía para reparar el tejido dañado.

Consejos y recomendaciones para la prevención de la tendinitis 

El paciente afectado por tendinitis del bíceps debe tomar medidas para prevenir recurrencias. Especialmente, aquellos que realizan actividades deportivas o que tienen trabajos que requieren movimientos repetitivos del brazo.

En POR UNA VIDA ACTIVA te damos los mejores consejos para prevenir la tendinitis del bíceps:

  • Calentamiento adecuado. Comienza tu entrenamiento con un calentamiento adecuado y dinámico. El calentamiento debe incluir ejercicios de movilidad de hombro y codo y preparar la musculatura y tendones para el ejercicio.
  • Ejercicios de fortalecimiento. Independientemente de qué actividad deportiva practiques, debes incorporar a tu rutina ejercicios de fuerza para prevenir lesiones.
  • Cuida tu técnica. Presta atención a la técnica de los ejercicios, especialmente, cuando levantas peso o al realizar movimientos repetitivos. Una técnica incorrecta aumenta la tensión sobre los músculos y tendones, lo cual aumenta el riesgo de sufrir lesiones como la tendinitis. Puedes consultar a un entrenador profesional o un fisioterapeuta para asegurarte de que realizar los ejercicios correctamente.
  • Entrenamientos progresivos. Planifica tus entrenamientos de modo que aumentes la carga e intensidad de manera progresiva y a medida que tu cuerpo se vaya adaptando.
  • Respeta los tiempos de descanso y reposo para que tus músculos tengan tiempo suficiente para la recuperación.
  • Si sientes dolor o incomodidad en el brazo u hombro consulta a un profesional de la salud para establecer el tratamiento más adecuado.

 

 

crema antiinflamatoria

 

Radio Salil es la crema antiinflamatoria de máxima eficacia, única en el mercado con 5 principios activos y efecto calor indicada en caso de dolores musculares y articulares. Eficaz en la vida diaria y el deporte.

Sobre el autor: Carmen Bauzá

Sobre el autor: Carmen Bauzá

Farmacéutica especializada en formación y comunicación en Industria Farmacéutica: salud, belleza y autocuidado.

Ver más información
Contenidos de este artículo
ARTÍCULOS RELACIONADOS
Entrenamiento Pau Capell
Pau Capell: consejos de entrenamiento y prevención de lesiones
Deportista con dolor por pubalgia
Causas de la pubalgia del deportista, tratamiento y prevención
Sobrecarga del tibial anterior: lesiones frecuentes asociadas al dolor en la espinilla
Compartir este artículo
Facebook
Twitter
WhatsApp
LinkedIn
Email